Pasteles de nata portugueses

O pasteles de Belem. “Es el dulce más típico e icónico de Portugal, un orgullo nacional; una pequeña maravilla, la preferida de todos los portugueses, con un relleno cremoso aromatizado de limón y canela, en una masa crujiente” así nos lo define Rita Nascimento, la autora de la receta que veremos hoy.

Ésta es sin duda la receta más parecida a la secreta original. No dejes de probarla.

Ingredientes (para aproximadamente una docena):

  • Un rollo de hojaldre SG de Mercadona
  • 75 ml. de agua
  • 150 gr. de azúcar
  • 1 palo de canela
  • 2 tiras de cáscara de limón
  • 15 gr. de harina repostería SG
  • 15 gr. de Maizena
  • 250 ml. de leche entera
  • 4 yemas

Preparación:

  • Lo primero es preparar un jarabe con el azúcar. En un cazo poner el azúcar, el agua, la canela y el limón. Revolver para disolver el azúcar. Poner al fuego y no volver a remover. El jarabe tiene que alcanzar los 107º. Reservar.
  • Crema de leche: juntar las harinas en una tacita y añadir una poca leche fría, mezclar bien hasta obtener una crema sin grumos. El resto de la leche se pone al fuego, sin dejar de remover, hasta que hierva. Verter una poquita de esta leche hervida sobre la pasta de harina, disolver y echar la pasta de harina sobre la leche, mezclando bien. Volver al fuego, sin dejar de remover, por 1 ó 2 minutos, hasta que la mezcla engorde.
  • Crema del pastel de nata: echar el jarabe en hilo sobre la crema de leche, removiendo siempre con varilla. Dejar enfriar por 10 mn. Unir un poco de esta crema a las 4 yemas batidas y luego incorporarlas al conjunto. Mezclar bien. Colar para descartar el limón, la canela y algún grumo ocasional.
  • Montaje de los pasteles. Estirar el hojaldre en un rectángulo de 20 * 35 cm. Salpicar de agua y enrollar bien apretado. Cortar rodajas de aproximadamente 2 cm. de ancho. Colocar las rodajas en los moldes y aplanar sobre ellos con el pulgar mojado, dejando la masa sobresalir unos 3 mm. de los bordes. Llevar al frigo 10 mn. antes de rellenar. Llenar, dejando medio cm. libre.
  • Hornear a 250º por unos 10 mn. o hasta que empiecen a dorarse y tener manchitas negras. No pasarse en la cocción.